miércoles, 25 de septiembre de 2013

Alvaro Mutis - Recordándote - poemas

Alvaro Mutis

Ciudad

Un llanto
un llanto de mujer
interminable,
sosegado,
casi tranquilo.
En la noche, un llanto de mujer me ha despertado.
Primero un ruido de cerradura,
después unos pies que vacilan
y luego, de pronto, el llanto.
Suspiros intermitentes
como caídos de un agua interior,
densa,
imperiosa,
inagotable,
como esclusa que acumula y libera sus aguas
o como hélice secreta
que detiene y reanuda su trabajo
trasegando el blanco tiempo de la noche.
Toda la ciudad se ha ido llenando de este llanto,
hasta los solares donde se amontonan las basuras,
bajo las cúpulas de los hospitales,
sobre las terrazas del verano,
en las discretas celdas de la prostitución,
en los papeles que se deslizan por solitarias avenidas,
con el tibio vaho de ciertas cocinas militares,
en las medallas que reposan en joyeros de teca,
un llanto de mujer que ha llorado largamente
en el cuarto vecino,
por todos los que cavan su tumba en el sueño,
por los que vigilan la mina del tiempo,
por mí que lo escucho
sin conocer otra cosa
que su frágil rodar por la intemperie
persiguiendo las calladas arenas del alba.

De "Los trabajos perdidos"

Nocturno

La fiebre atrae el canto de un pájaro andrógino
y abre caminos a un placer insaciable
que se ramifica y cruza el cuerpo de la tierra.
¡Oh el infructuoso navegar alrededor de las islas
f donde las mujeres ofrecen al viajero
la fresca balanza de sus senos
y una extensión de terror en las caderas!
La piel pálida y tersa del día
cae como la cáscara de un fruto infame.
La fiebre atrae el canto de los resumideros
donde el agua atropella los desperdicios.

De "Los elementos del desastre"

Sonata

Otra vez el tiempo te ha traído
al cerco de mis sueños funerales.
Tu piel, cierta humedad salina,
tus ojos asombrados de otros días,
con tu voz han venido, con tu pelo.
El tiempo, muchacha, que trabaja
como loba que entierra a sus cachorros
como óxido en las armas de caza,
como alga en la quilla del navío,
como lengua que lame la sal de los dormidos,
como el aire que sube de las minas,
cono tren en la noche de las páramos.
De su opaco trabajo nos nutrimos
como pan de cristiano o rancia carne
que enjuta la fiebre de los ghettos
a la sombra del tiempo, amiga mía,
un agua mansa de acequia me devuelve
lo que guardo de ti para ayudarme
a llegar hasta el fin de cada día.

De "Los trabajos perdidos"

Sonata 2

Por los árboles quemados después de la tormenta.
Por las lodosas aguas del delta.
Por lo que hay de persistente en cada día.
Por el alba de las oraciones.
Por lo que tienen ciertas hojas
en sus venas color de agua
profunda y en sombra.
Por el recuerdo de esa breve felicidad
ya olvidada
y que fuera alimento de tantos años sin nombre.
Por tu voz de ronca madreperla.
Por tus noches por las que pasa la vida
en un galope de sangre y sueño
Por lo que eres ahora para mí.
Por lo que serás en el desorden de la muerte.
Por eso te guardo a mi lado
como la sombra de una ilusoria esperanza.

De "Los trabajos perdidos"

Biografía y obra 
Álvaro Mutis (Bogotá, 25 de agosto de 1923 – Ciudad de México, 22 de septiembre de 2013). Novelista y poeta colombiano. Considerado como uno de los escritores hispanoamericanos contemporáneos más importantes.
Obtuvo entre otros premios: el Premio Xavier Villaurrutia en 1988, el Premio Príncipe de Asturias de las Letras en 1997, el Premio Reina Sofía de Poesía Iberoamericana en 1997, el Premio Cervantes en 2001 y el Premio Internacional Neustadt de Literatura en 2002.
Obra:
Poesía
La Balanza — 1948
Los elementos del desastre — 1953
Reseñas de los hospitales de Ultramar — 1955
Los trabajos perdidos — 1965
Summa de Maqroll el Gaviero — 1973
Caravansary — 1981
Los emisarios — 1984
Crónica regia y alabanza del reino — 1985
Un homenaje y siete nocturnos — 1986
Narrativa
Diario de Lecumberri — 1960
La mansión de Araucaíma — 1973
La verdadera historia del flautista de Hammelin — 1982
La nieve del Almirante — 1986
Ilona llega con la lluvia — 1988
Un bel morir — 1989
La última escala del Tramp Steamer — 1989
La muerte del estratega — 1990
Amirbar — 1990
Abdul Bashur — soñador de navíos — 1991
Tríptico de mar y tierra — 1993
Ensayo
Contextos para Maqroll — 1997
De lecturas y algo del mundo — 1999

Caminos y encuentros de Maqroll el Gaviero — 2001

2 comentarios:

Alfredo Cernuda dijo...

Gracias por recordarnos a Mutis. Un abrazo.

Maria Germaná Matta dijo...

A ti Alfredo por tu visita.
Un abrazo